Saltar al contenido
VentaAvesExoticas.com

Pavos

7 marzo, 2018
El pavo

Descripción

Además de ser el plato principal en la cena de Día de Gracias o Navidad para muchos en el mundo, el pavo es un ave que pertenece a la familia phasianidae y al orden galliformes.
Vosotros conocéis dos tipos de pavos: el pavo común, que es el que suele criarse para consumir como alimento, y el pavo real, que es aquel de cola estrambótica y de gran belleza. Ambos tienen varias subespecies asociadas y os hablaremos poco a poco de algunas para que alimentéis vuestra curiosidad ornitóloga.
El pavo es, en general, un animal que podéis encontrar en granjas y corrales, pero también en su estado salvaje. De paso se trata de un ave no voladora con una historia bastante interesante, pues el guajolote, como también le llaman, fue descubierto en uno de los viajes de Cristóbal Colón al continente americano.
Os imaginaréis a los colonos recién llegados admirando un animal de semejantes dimensiones y características, obviamente pensaron que debía ser visto en Europa, así que tomaron varios machos y hembras, los metieron en los navíos de regreso y para 1520 ya teníamos varios criaderos en España.
En un principio no les llamamos pavos, sino “pollos de Indias”, afortunadamente se adaptaron al cambio de clima y crianza, de hecho se llevaban bastante bien con otras aves de corral. En pocos años, toda Europa estaba encantada con sus cualidades culinarias; en Francia le llamaron “dindon”, y curiosamente, en Inglaterra, donde creían que todas las cosas insólitas o extrañas venían de Turquía, pues lo llamaron “turkey” .

Aunque los pavos reales no sean realmente animales domésticos, hay algunas excepciones alrededor del mundo, como este caso en el que hay personas viajando con pavos por el mundo por considerarlos parte de su apoyo emocional. Un tanto friqui la cosa, pero vale, cada quién con lo suyo ¿no?

Aves características

Como buen representante de los galliformes, el pavo os recordará a una gallina muy grande y menos agraciada, por así decirlo.
Puede llegar a medir casi un metro de altura y pesar hasta 25 kilos, aunque los pavos más pequeños rara vez pesan más de 11 kilos. Ese peso exorbitante suele adquirirlo cuando se cría en cautiverio para fines comerciales, pues un pavo salvaje necesita tener más agilidad para sobrevivir, por lo que no pesan más de 10 kilos en edad adulta.
Tienen un cuerpo robusto, de plumas grises, negras y marrones, pero lo que más desconcertará es el colorido de sus colas y rostro. Tienen una especie de carnosidad bajo el pico, que os hará pensar más en una papada roja que otra cosa, también tiene una carúncula roja o azul sobre el pico al que llaman “moco de pavo” .
Esta especie, al menos el pavo doméstico, no tiene plumas en la cabeza. El plumaje es estandarizadamente gris o negro, pero los pavos reales tienen plumajes más coloridos, mientras que los pavos de granja suelen ser blancos, como os dijimos, una gallina gigante.
Les gusta andar en bandadas, pero son una especie con cero interés en la poligamia, pues un macho puede tener entre 6 y 20 hembras.
Tienen una expectativa de vida de 10 a 15 años estando en cautiverio, y de unos 7 años en libertad.

Aquí os dejamos el canto del pavo real y el pavo doméstico.

Canto de pavo doméstico

 

Canto de Pavo real

Adulto / colores

Los colores del pavo adulto los adquieren al año de maduración, van a depender de la especie a la que pertenezcan, por ejemplo, el pavo domestico tiene plumas marrones, grises y negras, en algunos casos un blanco amarillento.
Los pavos reales, adquieren su hermoso plumaje también al año de maduración, cuando son pichones tienen el mismo plumaje que los pavos regulares, marrón claro o gris.

Joven / colores

Cuando los pichones salen de sus huevos, y a diferencia de otras especies, ya vienen con plumas. Su color final dependerá de las razas de pavo disponibles, pero cuando aún son pichones, casi todos tienen plumas marrones claro con distintivas motas blancas y negras.
Hay especies cuyas plumas son completamente blancas y con el pasar del tiempo se van oscureciendo.

Identificación

Como os hemos dicho, hay distintas razas de pavos, unas son más agradables a la vista que otras, y algunas tienen mayor interés comercial que visual para el ser humano.
Sobre el aspecto, os hablamos de aves de gran envergadura, con colas llamativas y carentes de plumas en el rostro. Son demasiado pesadas para volar, y probablemente apreciéis eso, porque una migración de pavos por el cielo pudiera significar un problema aéreo y terrestre, no muchos querréis un pavo asomándose por vuestra ventana un domingo por la mañana.

Pavo común

pavo domestico
Pavo doméstico

Este es el guajolote que viene de América del Norte, se cría a gran escala desde el sur de Canadá hasta el norte de México, también existen bandadas en libertad, particularmente en regiones con árboles frondosos y descampados.
El pavo comun es un ave domesticada, ya que el valor nutricional pavo es alto y de muy buen gusto, aunque a veces os parezca que pueda ser un poco más dura que la carne de pollo o de res.
Llegan a medir un metro y medio, cuando son criados en cautiverio para consumo humano, y su peso llegará a casi 10 kilos. Aunque se trate de una sola especie, el plumaje del pavo doméstico no es realmente estándar, puede ser completamente verde oscuro o marrón oscuro, y las plumas de su cola son usualmente blancas con negro y gris, en diseños con franjas.
De hecho, siguiendo con el tópico sobre sus colas, los machos suelen alzarla de forma majestuosa para cortejar a las hembras, y aunque no sean precisamente una especie tan hermosa o siquiera similar a los pavos reales, los diseños y colores de sus colas os darán la impresión de estar admirando un abanico uniforme de plumas, y bajo la luz del sol, notaréis incluso que tienen tintes metálicos.
Cuando están en libertad, los depredadores más amenazantes para el pavo comun son los zorros, gatos salvajes, perros de casería y eventualmente, el hombre.

Pavo real

Pavo real común
Pavo cristatus

Posiblemente lo consideréis una de las aves más hermosas sobre la tierra, el pavo real no puede incluirse en la lista de pavos comunes, pues posee una pluma brillante en su cuerpo y una cola tan delicadamente colorida que os resulta despampanante en cualquier de sus subespecies.
Son originales del sur de Asia, y podréis verlos con regularidad en la India. Le gusta vivir en bosques húmedos y algunos secos, aunque su habilidad adaptativa no es tan amplia, pues prefieren asentarse cerca espacios humanos y con cultivos a su disposición.
Se dice que esta especie llego a nuestro continente gracias a Alejandro Magno, aunque hay historiadores que se van mucho más atrás en la historia, asegurando que para el año 450ª.C, los pavos ya habrían sido introducidos a Grecia.
A diferencia de los pavos comunes, el pavo real, independientemente de la subespecie en cuestión, presenta un dimorfismo sexual bastante acentuado, los machos son los que tienen un plumaje colorido y colas que pueden doblar su tamaño, mientras que las hembras de esta especie tienen la misma morfología, solo que sus plumas son color café o beige, es más pequeña que el macho y no tiene una cola tan hermosa o grande (aunque algunas especies tengan tintes azules y verdes).
El tema del plumaje del pavo real es realmente interesante, si tenéis un corazón de ornitólogo, pues las variaciones en su fenotipo son consecuencia de mutaciones genéticas, que no son muy comunes en la naturaleza, pero como han sido criados durante años en cautiverio, se han hecho muy comunes algunas razas de pavos como el pavo real azul y lograron que otras, como el pavo real negro, fueran más exóticas.

Pavo real cuelliverde

Pavo cuelliverde
pavo muticus

Científicamente apodado pavo muticus, el pavo real cuelliverde es una especie clasificada como en peligro de extinción y es original de los bosques tropicales del Sureste Asiático.
Como ya os indica su nombre, tiene plumas que parecieran incrustaciones metálicas verdes, y de distintas tonalidades. Además, cuenta con un penacho negro sobre la cabeza y una cola con plumas manchadas de azul oscuro, amarillo ocre y azul turquesa que a distancia, os parecerán un despliegue de ojos.
El macho es un tanto distante a las responsabilidades paternas, se encarga únicamente de fecundar a la hembra y es básicamente a lo que se limita su existencia, pues se trata de un ave muy solitaria, a diferencia de las hembras, que suelen moverse en grupos de 6 o 5 para buscar alimentos.
La caza indiscriminada y la destrucción de la extensión y calidad del hábitat de pavo real cuelliverde ha ocasionado que existan menos de 10.000 ejemplares en libertad. En Malasia se han realizado reintroducciones efectivas de la especie a su hábitat original, sin embargo, no han sido tan numerosas como se esperaba.

Pavo real del congo

El afropavo congensis, conocido por los congoleños como “Mbulu”, llega a medir hasta 70 centímetros de altura, las plumas del macho son color azul índigo, con ciertos matices de verde y violeta metálico. Su cuello no tiene plumas y deja ver el color rojizo de su piel.
A diferencia de otras especies de pavos reales, el pavo real del Congo es una especie monógama. Emite un sonido agudo, que os sonará a algo como “¡gow! ¡gow!”, pero juzguéis vosotros mismos a qué suena el canto del pavo en el siguiente vídeo:

Es una especie original del Congo, como os indica el nombre; disfruta de los bosques y tierras bajas de este país, donde de hecho, ha sido nombrado ave nacional. No obstante, debido a los constantes ataques a su hábitat natural, la caza incesante y la reducción del tamaño de su población original, se encuentra señalado como especie vulnerable desde el 2013.

Diferencias entre macho y hembra

El dimorfismo sexual de los pavos es fácil de identificar únicamente en los pavos reales, con los pavos comunes la cosa se vuelve un poco más complicada, así que vayamos con estos primero.
Con el pavo común, debéis fijaros inicialmente en el tamaño, las hembras suelen ser más pequeñas que los machos, y éstos, además de ser más grandes, poseen una especie de barba de plumas en el pecho que las hembras no tienen, al menos el 80% de ellas.
Las hembras suelen tener pequeñas plumas en la parte superior de la cabeza, los machos casi nunca las tendrán. Pero para daros una forma más certera de identificar a un pavo macho o hembra, acudid siempre a las plumas, pues los machos suelen tener colores más vivos que las hembras, quienes por lo general tienen tonalidades marrones o grises.
Esta distinción a partir de las plumas también es aplicable a los pavos reales, si veis un pavo de plumaje metálico, tornasol o de colores explosivos, estáis viendo un ejemplar macho.
Si os preguntáis cómo es sus plumas son tan brillantes, la respuesta son las estructuras cristalinas microscópicas en ellas, permiten el reflejo de distintas longitudes de ondas de luz, esta capacidad también la tienen los colibríes y algunas mariposas.

macho y hembra de pavo real
Macho y hembra de pavo real

Cuidados y mantenimiento

En una granja de pavos encontraréis miles de ejemplares que necesitan cuidados diarios, no se trata únicamente de colocarles suficiente agua y comida, sino de limpiar con esmero sus espacios, pues son sensibles a cualquier tipo de afecciones propias de aves de corral y a ser colonizados por parásitos.
Con el mantenimiento y cuidado de los pavos reales sucede más o menos lo mismo, no es común que se encuentren en cautiverio, pero cuando pertenecen a un parque nacional, centro de cuidado o rehabilitación, necesitarán de un espacio amplio, por lo que se recomienda tenerlos al aire libre en lugar de bajo techo.
Son un tanto territoriales, por lo que el espacio no es únicamente para su entretenimiento, sino para que no ocurran disputas entre machos. Si tenéis alguna de estas especies en casa, podéis daros una vuelta por nuestra tienda de aves exóticas y escoger el alimento y los suplementos nutricionales adecuados para el mantenimiento adecuado de estas especies.

Biología

En términos de su reproducción, el pavo real suele ser un ave polígama. En su época de apareamiento, realiza un baile donde extiende su cola por completo para impresionar a una hembra, y de hecho esa es la función biológica de la cola del pavo real, resultar atractivos para las hembras, quienes les juzgan por la vistosidad y el tamaño de sus plumas.

En el siguiente vídeo podréis ver el magnífico despliegue que ejecuta un pavo real macho en búsqueda de una hembra, ¡flipante esa cola!

Al aparearse, la hembra puede colocar entre 3 y 5 huevos, el nido lo construye ella misma a partir de ramas, hojas secas y plumas caídas. Esta incubación tarda casi 30 días, y es ella la única que los empolla, porque como os dijimos al principio, el macho pavo real no tiene muchas habilidades de paternidad.
Los polluelos de los huevos de pavo ya nacen con plumas, pero su color es opaco hasta que alcancen la maduración sexual, aunque sean pequeños, tienen mucha independencia de sus padres, pues en pocas horas son capaces de caminar y alimentarse por sí solos.
El cortejo del pavo común también se realiza con la extensión y movimiento de su cola, aunque en este caso no suponga un espectáculo visual tan entretenido como con los pavos reales.
Esta especie puede poner hasta 70 huevos al años, y a diferencia de las gallinas, patos y codornices, no son de interés para el consumo humano.
Biológicamente, los pavos vuelan… en vuestra mente, ¡broma! ¡broma! Aunque los pavos sean muy pesados para volar, los pavos salvajes tienen más facilidad para hacerlo, aunque no durante largas distancias, como suele pasar con los galliformes.

En el siguiente vídeo podéis apreciar el cortejo de un pavo común y apreciaréis las diferencias entre éste y el pavo real con mayor sencillez, a que se ve elegante ¿no creéis?

Distribución / Dónde viven

Aunque el pavo haya venido a nuestras tierras desde América del Sur, en la actualidad es un ave con tanta comercialización que hay más criaderos que espacios para su desarrollo natural.
Estados Unidos es uno de los países con mayor distribución de pavos en el mundo, casi todos ubicados en la región centro-oriental o sur del país. En Sudamérica, Brasil es una de las naciones que más exporta y come la carne de pavo, por lo que obviamente son los mayores productores.
Canadá, México y Honduras también son países productores, aunque sin duda, el más grande sigue siendo Estados Unidos, con casi 50% de la producción mundial. Europa, ocupa el segundo lugar con un 39% de la producción mundial de carne de pavo.
Específicamente, en nuestro continente, encontraréis pavos sin mucha dificultad en Alemania, Francia, Inglaterra e Italia, no obstante, encontrarlos en su estado natural es un tanto difícil.

Jaulas para pavos

Si buscáis jaulas para pavos podéis daros una vuelta por nuestra tienda online, tenemos variedad de tamaños y materiales. Para explicaros un poco de sobre estas jaulas, no están hechas para que metáis únicamente a un pavo, sino dos y hasta cuatro.
Cuando os hablamos del pavo como ave doméstica, nos referimos a que es criada por el hombre desde hace muchos años y tiene fines comerciales, no que podéis meterla en una jaula como un loro, las jaulas para pavos están hechas para su transporte de un espacio a otro o para ayudar al conteo de especies.
No os resultarán particularmente útiles en invierno, porque necesitan tener aberturas pequeñas para permitir el paso del aire y eso es suficiente para que tengáis pavos congelados antes de Navidad.
Estas jaulas normalmente miden 3mtsx7mts, si buscáis corrales, pues tendrían las mismas características, solo que el tamaño sería mucho más grande, dependiendo de la cantidad de aves que pretendáis albergar.

Alimentación

En este punto os preguntaréis que comen los pavos, y la respuesta os parecerá un tanto variante. La alimentación del pavo domestico es muy distinta a la del pavo real, el primero, como suele ser criado en cautiverio, la meta es engordarlos de forma rápida sin deteriorar su salud.
En una granja de pavos, se les suministra alimento granulado con un 29% de proteínas, de esta forma ganan 2800 calorías diarias. A medida que van creciendo, se les da más alimento, pero con menos proteínas. Y cuando ya son adultos, el objetivo inmediato es hacerles ganar peso a partir de 23% de proteína, con unas 3000 calorías diarias. Si estáis interesado en adquirir comida para pavos, os invitamos a dar una vuelta por nuestra tienda de aves online, tenemos variedad de marcas y demás accesorios para la cría de aves.
Si hablamos de la alimentación del pavo comun salvaje, habría que analizar el espacio donde hacen vida; pues al igual que los pavos reales, viven en bosques, húmedos o secos, cerca de regiones de cultivo y zonas pobladas por humanos.
Como se trata de animales omnívoros, su alimento preferido será lo más fácil que puedan encontrar, es decir, bayas, frutos y semillas que se encuentren en el piso, pero también pueden cazar roedores pequeños y reptiles, verduras, tallos, larvas y uno que otro anfibio.

Protección

Los pavos comunes no tienen medidas de protección para preservar su conservación, puesto que nunca han estado en declive y como tienen fines comerciales, siempre hay criadores pendientes de que su reproducción sea a tiempo y eficiente.
Ahora, la historia con los pavos reales es distinta, pues su belleza puede ser tomada como una maldición, al ser perseguidos por el hombre durante siglos para hacer coronas, vestimentas y adornos con sus hermosas plumas.
En la actualidad, muchas especies de pavos reales están consideradas como especies vulnerables, esto también se debe a su venta clandestina. Pero se han realizado numerosos esfuerzos para conservarlos en su estado natural, particularmente en la India y el Congo.

Distribución en España

A pesar de que los pavos han estado presentes en nuestro país, y con un poco más de lentitud en toda Europa, no son aves que os podáis topar con facilidad en bosques húmedos españoles.
Sin embargo, sí existen numerosos centros de cria de pavos en España y granja de pavos destinados a comercializar la carne y plumas del pavo, solo que no a tan gran escala.
En cuanto a los pavos reales, tampoco son una especie acoplada a nuestro clima, por lo que encontrarlos en su estado de libertad es muy raro. Pero podéis avistarlos en zoológicos y parques como el Campo Grande, en Valladolid.

Especie invasora

Cuando os hablamos de una especie invasora, nos referimos a ejemplares que han debido migrar de su hábitat natural a uno nuevo de forma más o menos permanente.
Esto ocurre de forma natural en el mundo, pero cuando la especie recién llegada empieza a reproducirse con mayor rapidez que las especies originales, no solo acaban más rápido con el alimento disponible para todos, sino que poco a poco van restándole terreno de esparcimiento y reproducción a los que ya hacían vida en ese espacio.
Con la cantidad de pavos en el mundo podríamos catalogarlos como especie invasora, pero como esa cifra es tan elevada por fines comerciales y su reproducción está tan controlada, no hay riesgos que vengan por parte de los pavos comunes ni los pavos reales.