Saltar al contenido
VentaAvesExoticas.com

Gallina

8 febrero, 2018
gallina

Descripción

gallina
gallina

Alguna vez os habéis llegado a preguntar ¿cuál es el ave que tiene mayor cantidad de especies en todo el mundo?, ¿no? ¡pues nosotros sí! Y sin duda ese premio se lo lleva la gallina. No por nada es uno de los primeros animales que aprendisteis a pronunciar, o quizás más en términos académicos, a conocer sobre ella en la escuela cuando eráis más pequeño. ¿Por qué? porque se trata de una de las especies que más suelen tener las personas como mascotas domésticas, luego del perro y hasta del gato, por supuesto.

Se prevé que existen alrededor de 16 mil millones de gallos o gallinas en el planeta. Una cantidad que sin duda es elevada, pero que tiende a ascender por su fácil reproducción.

A pesar de que muchos de vosotros podáis tener la creencia de que se trata de animales que sólo producen huevos, o cuya carne también es ingerida en la dieta de las personas, lo cierto es que pueden ser buenas criaturas para tener como mascotas.

Precisamente porque para muchos son fieles acompañantes, es que os hablaremos de ellas en esta ocasión.

Aves características

Antes de que os hablemos de cada una de las partes, colores y particularidades que conforman el aspecto de esta especie, tendremos que haceros una distinción: el término gallina se emplea para cuando vosotros queréis hacer referencia al ejemplar hembra, mientras que gallo, para indicar que se trata del macho.

Ahora que os ha quedado claro esto, tendréis que saber las características de cada uno. La diferencia entre gallo y gallina viene dada por el dimorfismo sexual que existe entre ellos. ¿Qué quiere decir esto? pues que las características externas que presentan ambos ejemplares son tan diferentes que diferenciar uno de otro será sumamente sencillo.

Ambas especies cuentan con dos carnosidades que sobresalen en el área de la cabeza: una cresta en la parte alta de un color rojo vivo, y otra que abarca la zona alrededor del ojo, siguiendo hacia abajo y cubriendo cada lado del pico, finalmente llegando a colgar. Esta también es rojo intenso, y no tiene plumas.

En el caso de los machos, tienen una altura de más o menos 50 centímetros, y un peso de 4 kilogramos. Su carúncula es más alta que en el caso de las hembras. Poseen una cola en dirección hacia arriba que está conformada por plumas de gran tamaño, que si buen suelen ser oscuras, llegan a tener brillos que se pasean por las tonalidades azules, verdes y púrpuras cuando les llega la luminosidad del sol. Además de las protuberancias que ambos poseen, el macho tendrá en la parte lateral de la cabeza dos manchas de color blanco. De igual manera, presenta patas de color gris.

la gallina
la gallina

Como es común en los pájaros, los machos tienen un plumaje más vistoso que la hembra. Durante junio y octubre, se da en esta especie lo que podéis conocer como período de muda. En ella, ambos ejemplares mudan su plumaje, pasando a ser en el caso de los gallos, de color naranja en la parte superior, y negras en la zona inferior, mientras que en la cola tienden a ser azules. Las plumas que esta especie adquiere son más alargadas y grandes.

Por su parte, las gallinas también cambiarán las de ellas, sin embargo, no se puede apreciar ninguna transformación notable ya que el color se mantiene dependiendo de la especie.

Contrario a la especie macho, la gallina tiene un tamaño menor, llegando a medir aproximadamente un poco más de 40 centímetros, y pesando casi los 2 kilogramos.

Adulto / colores

En el planeta, habita una gran cantidad de razas de gallinas, por lo que os puede resultar difícil especificar algún color para las especies adultas, tanto domésticas como salvajes. Precisamente por eso mismo, más adelante os hablaremos con detalle sobre los tipos de gallina o sobre las razas de gallos y gallinas y su respectiva coloración de plumaje.

Juvenil / colores

Como en el caso anterior, la coloración y características de las especies jóvenes de gallinas dependerá de su raza.

Identificación

Más allá de las características visuales, si algún día os llegáis a acercar a alguna zona donde hayan gallinas podréis notarlo si prestáis especial atención al sentido del oído: estas pequeñas plumíferas emiten un sonido denominado “cacareo”, precisamente porque podéis escucharlas haciendo “co, co, coc”. Pero, si aún no os queda claro, os dejaremos acá un vídeo con el canto la gallina:

Sin embargo, si lo que deseáis es determinar qué clase de gallina es algún ejemplar que hayáis visto, pues os facilitaremos una lista con las más conocidas, y sus características principales:

Gallinas Leghorn

Gallinas Leghorn
Gallinas Leghorn

Podéis conocerla bajo ese nombre, pero también bajo la denominación de gallina livornesa.
Las gallinas leghorn resultan ser las más comunes de las especies de postura. Es decir, presentan una gran destreza para poner huevos, tanto así que la cantidad al año suele ascender hacia los 300.

Esta raza es propia de Italia, sin embargo, también se ha trasladado hacia Inglaterra, Dinamarca, y EE.UU. Su popularidad en este último país ha dado pie a que algunos de vosotros la comencéis a llamar como gallina americana, pero lo cierto es que es de origen italiano.

Esta especie suele dormir al aire libre, cerca de árboles. No obstante, si tenéis algún ejemplar pero no un jardín espacioso con plantas, debéis saber que también se adaptan a las jaulas.

En cuanto a sus características externas, presenta un plumaje blanco o en ocasiones, crema, acompañado de un pico amarillo, una cola con plumas largas y curvadas hacia arriba, una cresta de tamaño pequeño y rojo. Pero, y ¿qué es de su peso? está alrededor de 1,9 y 2.2 kilogramos.

Gallina japonesa

gallinas japonesas
gallinas japonesas

La gallina japonesa es endémica de la República Popular China.

Como podéis notar en la fotografía, es una especie muy particular y diferente a las gallinas a las que estáis acostumbrados a ver, por lo que podéis caracterizarla como un ave bastante exótica.

Normalmente, casi todas las gallinas cuentan con 3, o como mucho, 4 dedos en sus patas. Sin embargo, este no es el caso de esta especie, quien llega a tener 5 dedos.

De aspecto general, es muy llamativa, pues sus abundantes plumas largas hacen que la asociéis con un pompón o con el pelaje de un perro. Precisamente por lo diferente que es, y porque a la vista provoca tocarla, es que también es llamada “gallina sedosa del Japón”. Al igual que en el caso anterior, las gallinas japonesas son una buena especie de postura.

Sus colores varían del blanco, al marrón. Posee un pico oscuro y un gran tamaño, sin embargo, no llegan a pesar más de 1 kilo.

Gallinas Orpington

Gallinas Orpington
Gallinas Orpington

Las gallinas orpington son autóctonas de Inglaterra. Se caracterizan por su aspecto de tamaño mediano, y por su plumaje abundante. Además, tienen ojos oscuros con un iris naranja que tiende a presentar tonalidades rojizas. Presentan un pico de tamaño corto y de coloración clara, que suele ser de blanco a marrón; una cresta pequeña de un vibrante rojo y una protuberancia pequeña que guinda a los lados del pico, de aspecto redondo y de la misma tonalidad que la cresta.

Si bien su cola es pequeña también, no pasa desapercibida porque está curvada hacia arriba y abierta como un abanico. De igual manera, presenta unas alas acordes a su cuerpo regordete, y unas patas pequeñas y claras.
Agregamos a sus características, los colores amarillos que se acercan al dorado, el marrón, o el negro. No es que los tengan todos presentes en su cuerpo, sino que su plumaje tendrá un único color que variará dependiendo de la especie.

Las gallinas orpington tienen un peso variado que va desde los 2.8 kilogramos, hasta los 3.5. En el caso del macho, el peso es mayor, llegando hasta los 4 kilogramos como mucho.

Gallinas pekin

Gallinas pekin
Gallinas pekin

Es comúnmente denominada como pekín enana por su tamaño pequeño. Se trata de un ave originaria de China pero con un par de historias detrás de su origen. Uno de los relatos más sonados dice que alguien hurtó en Pekín una de estas especies que eran propiedad del emperador de China. De allí su nombre. ¿Os podéis imaginar? La segunda historia que hay en relación a esta ave, es que fueron llevados desde China a Reino Unido, para que la reina Victoria pudiera visualizarlas. Quizás se comenta eso porque es bastante común verlas en UK.

Las gallinas pekin son sociables y no les molesta la cercanía con las personas, por lo que también es considerada una especie ideal como mascota de los pequeños de la casa. Sumado a ello, como son pequeñas, no demandan tanto espacio como otras gallinas.

En cuanto a su aspecto, tienen una contextura robusta, pero esto se debe a sus plumas, que no sólo se encuentran en la parte de arriba de su cuerpo, sino también en las patas y en los dedos. Hay gallinas pekin de diferentes colores, desde blancas, azules, beige, rojas, negras, amarillas, moteadas, etc.

Diferencias entre machos y hembras

diferencia entre gallo y gallina
diferencia entre gallo y gallina

Las variaciones que hay en la apariencia de las gallinas y gallos se debe a lo que conocéis como “dimorfismo sexual”, el cual abarca características relacionadas con el color de las plumas, o la altura de la especie.

La gallina se diferencia del gallo precisamente porque es más pequeña, además de que las protuberancias rojas que hacen acto de presencia en su cabeza, no son del mismo tamaño que la especie macho.

Por ejemplo, la cresta que tiene el gallo es alta, y suele asociarse de forma alegórica a la dominancia de la especie. En cambio, en el caso de la hembra, la carúncula superior tiene un tamaño mucho más reducido. Lo mismo ocurre con la protuberancia que cuelga de lado y lado del pico del ave. En el macho es más larga, mientras que en la hembra es más pequeña.

De igual manera, independientemente de los tipos de gallina que podéis encontrar, si hay un factor característico que se mantiene, es su altura: los machos suelen ser más grandes, mientras que las hembras, tienen un tamaño más reducido.

Cuidados y mantenimiento

Si os estáis debatiendo entre tener o no una gallina lo mejor es que leáis un poco sobre sus cuidados y mantenimientos, para que podáis brindarle a vuestra pequeña compañera todas las atenciones que requiere.

Principalmente, es importante que os respondáis la pregunta de si queréis tener una de estas especies con fines de postura, o como ave de compañía. Si vuestra respuesta es la última, pues ¡bravo! Lo que tenéis que hacer es haceros con un huevo que vaya a eclosionar pronto. Cuando nazca la pequeña plumífera debéis aseguraros que os vea de primero. De esta forma, pensará que sois su madre por lo que os agarrará confianza de forma más rápida y la convivencia con ella será mejor.

Una vez que ya ha pasado sus primeros días con vosotros, llegó la hora de que penséis en el hogar que le ofrecerás, porque necesitará su propio espacio. Para ello, considera adquirir una jaula grande, o realizarle un gallinero en vuestro patio. Si os estáis considerando esta última opción, y no sabéis mucho sobre el asunto, lo que tenéis que tomar en cuenta es la cantidad: ¿Cuántas gallinas tendréis? Si es una, pues no necesitarás construirle un gallinero tan grande, pero si son varias, sí.

las gallinas
las gallinas

A medida de que vaya creciendo, tendréis que estar atento a otros aspectos relacionados a su salud, por lo que os daremos una serie de tips:

¿Cómo podéis notar si está sana? Principalmente, visualizando el comportamiento de vuestra mascota. Si veis que es una especie activa, con una coloración vibrante en las protuberancias de su cabeza, y en la totalidad de su plumaje, pues la razón es que está sana. Pero si su porte es de una gallina decaída, significará que está enferma.

Lo ideal es que le abráis la jaula o el gallinero en las mañanas para que pasee por vuestro jardín, y luego, llegado el momento de dormir, pueda ingresar a ella y posarse por ejemplo, en un nido de paja o sobre aserrín.

De igual manera, tenéis que pensar en su alimentación. Procura colocadle un comedero, y recuerda mantenedlo limpio. Lo mismo con el gallinero o con la jaula de la gallina. Tendréis que asearla como mucho, cada dos semanas, de esta forma, no saldrán parásitos y estará sana.

Biología

Tanto la gallina como el macho, son denominados bajo el nombre científico de “Gallus gallus domesticus”, identificación que fue dada por el zoólogo Carlos Linneo en 1758, y que comprende la subespecie de esta ave, que proviene más específicamente de la especie “Gallus gallus”.

¡La clasificación biológica de la la gallina no se queda aquí! Ya que esta también forma parte de la familia Phasianidae y del orden de las Galliformes. El primero, hará referencia a los “faisánidos”, unas criaturas que tienden a presentar una contextura robusta, un pico pequeño pero fuerte, y unas alas no tan largas. Mientras que el orden viene dado gracias al origen etimológico de la palabra, “Gallus” del latín, que indica a todas aquellas especies que tienen forma de gallo, abarcando por supuesto a las gallinas. En este sentido, el orden corresponderá a aquellos pájaros con hábitos terrestres.

Distribución / donde viven

¿Recordáis que les explicamos al inicio que esta especie es una de las que tiene mayor cantidad en todo el planeta? Pues seguramente os estarás preguntando ¿donde viven las gallinas? Pero si nos dedicamos a decir cada país en donde está presente, la lista sin duda será extensa, ya que las gallinas tienen presencia en casi la totalidad del mundo. La razón de esto seguro lo imagináis… y es que muchos de vosotros han adquirido estas especies con el fin de domesticarlas, y hacerlas sus mascotas de compañía. Otros en cambio, las crían para luego ingerir su carne, o poner a producir huevos. Por último, también hay quienes venden sus plumas.

El área de distribución de estas especies es bastante grande, ya que existen gallinas americanas, europeas, asiáticas e incluso, oceánicas, por lo que hay tanto en Alemania, Italia, Francia, España, Colombia, Venezuela, México, Australia, Indonesia, y muchos más países.

Jaulas para…

donde viven las gallinas
donde viven las gallinas

Si os pedimos que piensen en una gallina, ¿dónde la visualizan? Es muy probable que lo hagan en una granja, a que sí… Y es que lo cierto es que las domésticas son bastante comunes en estos lugares.

No obstante, esta incógnita no debe suponeros un problema si deseáis adquirir una estas especies como mascota, o como ave de compañía, porque sí es posible tener una en vuestro hogar, sólo tendréis que acondicionar el espacio para que vuestra gallina se sienta a gusto. Para ello, lo primero que debéis considerar es precisamente la jaula.

¿Qué tan larga o qué tan ancha será la jaula? Esto dependerá de si el ave es grande o es pequeña, o de si vais a tener una o varias gallinas. También, es recomendable que os hagas con una de materiales impermeables, así durará más, sobre todo si resides en una locación donde tiende a llover.

Lo segundo, es que la coloquéis en una zona de gran iluminación y en un lugar donde estén protegidas. De esta forma, si hay depredadores cerca de vuestro hogar, no llegarán a ellas. Y con ellos, nos referimos a si tenéis algún gato, perro, o si quizás cerca de vuestro hogar hay zorros.

Alimentación

Si has visto gallinas, probablemente conozcáis que suelen dar picotazos en el piso, ¿Te habéis preguntado por qué? Esto se debe a que la alimentacion de gallinas, sobre todo de las especies rurales, está basada en insectos, gusanos, larvas, etc.

La dieta de estas especies no se limita únicamente a eso, pues son aves insectívoras, pero también herbívoras, que ingieren hierbas y plantas.

alimentacion de gallinas
alimentacion de gallinas

En el caso de que tengáis una en vuestro hogar, y no queráis privarla de esa parte de su dieta, pues os invitamos a que la dejen libre por el jardín, sobre todo en las mañanas para que puedan cazar su propio alimento. Una vez que lo hagan, podréis ofrecerle comida, pero en menor medida.

La alimentacion gallinas domésticas se complementa con maíz, arroz, trigo, etc. No obstante, podéis adquirir también en las veterinarias y en las tiendas de mascotas, un alimento premezclado, el cual contendrá los demás nutrientes que requerirá este pequeño plumífero.
Sumado a ello, debéis prestad especial atención al siguiente consejo que os daremos: ¡no le deis comida de vosotros!

La carne queda fuera de su dieta, y muchos otros alimentos de vuestra dieta también, porque suelen tener sal.
Si queréis que tenga hábitos alimenticios, lo que podéis hacer es colocarle el alimento siempre a la misma hora.
De igual manera no podemos olvidarnos del líquido más vital de todos: el agua, por lo que es importante que tenga un bebedero para que pueda satisfacer esa necesidad. Si se lo colocáis en una zona donde no pegue el sol, mucho mejor, ya que de esta forma, el agua se mantendrá fresca.

Protección

Ya que la existencia de las gallinas supone beneficios para el ser humano, más allá de su producción, sino también como mascota, es que se han creado sistemas que buscan protegerlas y asegurar su bienestar.

Y es aquí donde os hablaremos sobre las normas que buscan salvaguardar a las gallinas ponedoras, ¿Qué es lo que ocurre con esto? pues que España puso en marcha un proyecto de la mano del Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino del país, en donde se declara la necesidad de que los dueños de este tipo de gallinas que se utilizan para la producción de huevos, sustituyan las jaulas comunes por unas que se adapten más a las necesidades de estas especies. De esta forma, se busca garantizar su comodidad y seguridad.

Situación en España

En España existe una gran variedad de gallinas. De hecho, se dice que en el país hay 27 tipos de ellas, entre las cuales las más populares son la gallina extremeña azul, la gallina ibicenca, la gallina murciana, la andaluza, la castellana, la gallina de mos, y muchas otras más.

En algunas zonas de la nación, pueden llegar a coexistir hasta 4 tipos de gallina, ejemplo de ello es Cataluña en donde las razas que habitan son la gallina Prat, la flor d’Ametller, la empordanesa y la penedesenca.
Como son razas oriundas de España, su extinción supondría una pérdida para el país a nivel patrimonial.

Distribución en España

Las gallinas españolas están distribuidas en gran parte del territorio, pero más específicamente en Galicia, Cataluña, Cantabria, Andalucía, Madrid, Euskadi, Aragón, Murcia, El Principado de Asturias, Islas Baleares, Castilla-La mancha, Comunitat Valenciana, Extremadura, y en Castilla y León.

tipos de gallina
tipos de gallina

Especie invasora?

De acuerdo a la organización UICN, las especies invasoras son aquellas que llegan a asentarse en una zona que no corresponde a su hábitat natural, por lo que en el proceso, causan daños negativos al ecosistema. Tomando en consideración todo esto, podemos deciros que las gallinas no son una especie invasora, todo lo contrario, suelen estar constantemente amenazadas por otros depredadores como el hurón.

todo sobre las gallinas
todo sobre las gallinas

¿Queréis aprender más sobre los cuidados de tu mascota emplumada? Revisad los productos que tenemos para las aves exoticas en nuestra tienda. La mejor calidad y precios en accesorios para vuestra mascota en un solo lugar.